Pues nos vamos a Benidorm, y no a arrimar a unas suecas como hacía Alfredo Landa, sino a un festival que está repiqueteando desde hace varios meses en la indiesfera por el cartel que ha configurado. Low Cost Festival abre sus puertas mañana en el parque de L’Aigüera de la localidad alicantina esperando una masa cercana a los 24.000 espectadores, no en vano, está todo el papel vendido. Por cierto, que la organización nos ofrece hoy un aperitivo nacional jugoso y gratuito con el estreno del documental de Standstill, 1,2,3,Standstill, y las actuaciones de L.A., La Habitación Roja y Second.

Tres escenarios,  Budweiser, XTI y Jack Daniel’s, 24 horas de música en dos días y 50 artistas: la presentación no puede ser mejor. El arranque el viernes viene de genética nacional, las chicas de Boat Beam, nuestros amigos de Cohete o Napoleón Solo para ir cogiendo tono. La franja de las 22h. empieza a ser el típico dilema de cada festival, Love of Lesbian, These New Puritans o la extravagante Jessie Evans suponen un ajetreado turno, pero no más que el siguiente con Planetas, Editors y Vinila and The Lucky Dados solapados. Cada uno con su elección, lo que es paso obligatorio a las horas intempestivas son The Raveonettes, el “surf a lo bestia” de Los Coronas y la tralla de Late Of The Pier.

¿Suficiente? No. Algunos tenemos moldeados cuerpo y alma para festivales de alto y largo rodaje, quizás dos días se nos quedan cortos, tres está bien, como hicimos en el Primavera Sound, cuatro es la buena dosis, por mucho que el festivalero necesite una nueva vida. Pero estas 48 horas nos inyectan las dosis suficientes gracias a un cartel que tiene como día estrella el sábado (y se ha notado en le venta de entradas). Diseccionado por escenarios, el ‘Jack Daniel’s’ sirve una buena oferta yanqui, desde los sonidos polvorosos de Arizona Baby a la frenética de The Right Ons, pasando por el exhuberante soul de Jesse Dee; antes, recomendación íntima, presenciar la conjugación de varios instrumentos sobre unas tablas de los madrileños Hola A Todo El Mundo. El escenario ‘XTI’ es el de los poetas, primero el nuestro, gallego, Iván Ferreiro, luego el virtuoso, escandaloso, visceralmente honesto, alma-desgarrada (e infinidad de adjetivos) Adam Green. Porcentaje alto de posibilidades de que el neoyorquino ofrezca un derroche de imágenes.

Traslado al escenario principal, primer y delicioso bocado, Lori Meyers, con los que estuvimos hace poco en una tremenda entrevista de Jesús Merino gracias también en parte a lo buena gente que son estos granadinos. Plato fuerte, llega el pavo bien adornado, Placebo, razón única por los que algunos miles de asistentes vayan a Benidorm, y cierra esta fiesta Vive La Fête, para que salgamos los vampiros a bailar y comiencen los desayunos de after-hours.

Programación completa